top of page

Evangelio 28 diciembre 2023 (Mt 2,13-18) Padre David de Jesús. Los Santos Inocentes.

El Evangelio de hoy (Mt 2,13-18):

CUANDO se retiraron los magos, el ángel del Señor se apareció en sueños a José y le dijo:

«Levántate, toma al niño y a su madre y huye a Egipto; quédate allí hasta que yo te avise, porque Herodes va a buscar al niño para matarlo».

José se levantó, tomó al niño y a su madre, de noche, se fue a Egipto y se quedó hasta la muerte de Herodes para que se cumpliese lo que dijo el Señor por medio del profeta:

«De Egipto llamé a mi hijo».

Al verse burlado por los magos, Herodes montó en cólera y mandó matar a todos los niños de dos años para abajo, en Belén y sus alrededores, calculando el tiempo por lo que había averiguado de los magos.

Entonces se cumplió lo dicho por medio del profeta Jeremías:

«Un grito se oye en Ramá, llanto y lamentos grandes;

es Raquel que llora por sus hijos

y rehúsa el consuelo, porque ya no viven».

Textos para profundizar:

Prefacio II de Navidad:

V/.   El Señor esté con vosotros. R/.

V/.   Levantemos el corazón. R/.

V/.   Demos gracias al Señor, nuestro Dios. R/.

EN verdad es justo y necesario,

es nuestro deber y salvación

darte gracias siempre y en todo lugar,

Señor, Padre santo, Dios todopoderoso y eterno,

por Cristo, Señor nuestro.


Porque en el misterio santo que hoy celebramos,

el que era invisible en su naturaleza

se hace visible al adoptar la nuestra;

el Eterno, engendrado antes del tiempo,

comparte nuestra vida temporal

para reconstruir todo el universo al asumir en sí todo lo caído,

para llamar de nuevo al reino de los cielos al hombre descarriado.


Por eso, te alabamos con todos los ángeles,

aclamándote llenos de alegría:


Santo, Santo, Santo es el Señor, Dios del Universo.

Llenos están el cielo y la tierra de tu gloria.

Hosanna en el cielo.

Bendito el que viene en nombre del Señor.

Hosanna en el cielo.

Oración sobre las ofrendas

RECIBE, Señor, las ofrendas de tu fieles siervos

y purifícalos al celebrar piadosamente tus misterios,

con los que santificas incluso a aquellos que no te conocen.

Por Jesucristo, nuestro Señor.

Oración después de la comunión

CONCEDE, Señor, las riquezas de la salvación

a los fieles que han recibido tu alimento santo

en la fiesta de quienes,

incapaces todavía de confesar de palabra a tu Hijo,

han sido coronados con la gracia celestial

en virtud del nacimiento de Cristo.

Él, que vive y reina por los siglos de los siglos.



1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo

1 comentário


Romea Serani
Romea Serani
28 de dez. de 2023

Gracias Señor por tu generosidad sin límites.


Padre David, sus palabras reavivan mi esperanza y me animan a pedir la gracia de la salvación para mi y para todos y a hacer lo que esté a mi alcance para corresponder con mi amor y entrega a todo lo que el Señor ha hecho por mi y por todos.


¡Todo es gracia. Alabado sea el Señor.!

Curtir

Suscríbete a nuestro boletín
Recibe nuestro boletín en tu correo electrónico

Recibirás un email para confirmar tu suscripción

bottom of page