top of page

Evangelio de hoy 25 mayo 2024 (Mc 10,13-16) Padre David de Jesús. ¿Cómo entrarás en el Cielo?

El Evangelio de hoy (Mc 10,13-16):

EN aquel tiempo, le acercaban a Jesús niños para que los tocara, pero los discípulos los regañaban.

Al verlo, Jesús se enfadó y les dijo:

    «Dejad que los niños se acerquen a mí: no se lo impidáis, pues de los que son como ellos es el reino de Dios. En verdad os digo que quien no reciba el reino de Dios como un niño, no entrará en él».

Y tomándolos en brazos los bendecía imponiéndoles las manos.

Textos para profundizar:

Nuevo Testamento del Padre Manuel Iglesias:

Nota a Mc 10,14: En la literatura rabínica, los niños (lit. los niñitos) forman terna frecuente con los sordomudos e idiotas. Su valor legal y religioso era cero a la izquierda; por eso, es más llamativo que Jesús diga que de los [qué son] cómo ellos, de gente «así», que no vale nada ante los hombres, es el reino de Dios.

Santa Teresa del Niño Jesús. Consejos y recuerdos:

«Nuestro Señor respondía en otro tiempo a la madre de los hijos de Zebedeo:

«Estar a mi derecha y a mi izquierda pertenece a aquéllos a quienes mi Padre se lo ha destinado» (Mateo 20, 23; Marcos 10, 40) . Me figuro que estos puestos de elección, rehusados a los grandes santos, a los mártires, serán el patrimonio de los niñitos...

«¿No hacía ya David esta predicción cuando dijo que el pequeño Benjamín presidirá las asambleas (de los santos)?» (Salmo 67, 28)

Le preguntaban una vez bajo qué nombre deberíamos invocaría cuando estuviese en el cielo.

«Me llamaréis Teresita respondió humildemente». (Santa Teresa del Niño Jesús. Consejos y recuerdos 43).



3 comentarios

3 commenti


Que bellísimo poema, quiero también ser pequeñita, junto a María.❤️

Mi piace

Madre mía, hazme pequeñita y tenme siempre a tu lado, transformándome día a día.


Renuevo mi consagración a Tí y te presento mis agradecimientos por todas tus bondades para mí y para mi familia 🌹❤️

Mi piace

Mc 10:13-16. "Benedicebat eos". "Los bendecía".


Un ejército de infantes

despreciados en la tierra

vuelan ya junto a los ángeles,

no hubo quien los quisiera,

en el cielo son gigantes.


Los sacaron de su casa,

los mataron en el vientre,

pero ya tenían alma

y ya viven para siempre

con Jesús en sus moradas.


Y Jesús los bendecía...

quiero ser como esos niños

y que Jesús me bendiga.

¿Cómo puedo conseguirlo?

Se lo preguntaré a María.


Es experta en transformarnos,

en convertirnos en niños,

para que al cielo vayamos,

que no se pierdan sus hijos,

que en el cielo nos veamos.


Mamá, ¿qué nombre me pones?

Tu nombre acabará en "ito".

Voy a estrenar este nombre,

quiero ser muy pequeñito


Mi piace

Suscríbete a nuestro boletín
Recibe nuestro boletín en tu correo electrónico

Recibirás un email para confirmar tu suscripción

bottom of page