top of page

Evangelio 20 marzo 2023 (Mt 1,16.18-21.24a) Padre David de Jesús. San José, esposo de María.

El Evangelio de hoy (Mt 1,16.18-21.24a):

JACOB engendró a José, el esposo de María, de la cual nació Jesús, llamado Cristo.

La generación de Jesucristo fue de esta manera:

María, su madre, estaba desposada con José y, antes de vivir juntos, resultó que ella esperaba un hijo por obra del Espíritu Santo.

José, su esposo, como era justo y no quería difamarla, decidió repudiarla en privado. Pero, apenas había tomado esta resolución, se le apareció en sueños un ángel del Señor que le dijo:

    «José, hijo de David, no temas acoger a María, tu mujer, porque la criatura que hay en ella viene del Espíritu Santo. Dará a luz un hijo y tú le pondrás por nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de los pecados».

Cuando José se despertó, hizo lo que le habla mandado el ángel del Señor.

Textos para profundizar:

Oración colecta

CONCEDENOS, Dios todopoderoso,

que tu Iglesia conserve siempre y lleve a su plenitud

los primeros misterios de la salvación humana

que confiaste a la fiel custodia de san José.

Por nuestro Señor Jesucristo.


Salmo responsorial Sal 88, 2-3. 4-5. 27 y 29 (R/.: 37)


R/. Su linaje será perpetuo.


V/. Cantaré eternamente las misericordias del Señor,

anunciaré tu fidelidad por todas las edades.

Porque dijiste: «La misericordia es un edificio eterno»,

más que el cielo has afianzado tu fidelidad. R/.


V/. «Sellé una alianza con mi elegido,

jurando a David, mi siervo:

Te fundaré un linaje perpetuo,

edificaré tu trono para todas las edades». R/.


V/. Él me invocará: “Tú eres mi padre,

mi Dios, mi Roca salvadora”.

Le mantendré eternamente mi favor,

y mi alianza con él será estable. R/.


PREFACIO DE SAN JOSÉ, ESPOSO DE LA VIRGEN MARÍA


V/. El Señor esté con vosotros.

R/. Y con tu espíritu.


V/. Levantemos el corazón.

R/. Lo tenemos levantado hacia el Señor.


V/. Demos gracias al Señor, nuestro Dios.

R/. Es justo y necesario.


En verdad es justo y necesario,

es nuestro deber y salvación

darte gracias

siempre y en todos lugar,

Señor, Padre santo,

Dios todopoderoso y eterno.


Y alabar, bendecir y proclamar tu gloria

en la solemnidad de san José.

Porque él es el hombre justo

que diste por esposo

a la Virgen Madre de Dios;

el servidor fiel y prudente

que pusiste al frente de tu familia

para que, haciendo las veces de padre,

cuidara a tu único Hijo,

concebido por obra del Espíritu Santo,

Jesucristo, Señor nuestro.


Por él,

los ángeles y los arcángeles

y todos los coros celestiales

celebran tu gloria,

unidos en común alegría.

Permítenos asociarnos a sus voces

cantando humildemente tu alabanza:


Santo, Santo, Santo...



1 comentario

1 Comment


Romea Serani
Romea Serani
Mar 20, 2023

Obediencia y silencio te adornaron, Oh glorioso San José. Protege a la Iglesia, cuida a las familias

Like

Suscríbete a nuestro boletín
Recibe nuestro boletín en tu correo electrónico

Recibirás un email para confirmar tu suscripción

bottom of page