top of page

Evangelio de hoy 10 mayo 2024 (Jn 16,20-23a) Padre David de Jesús. San Juan de Ávila.

El Evangelio de hoy (Jn 16,20-23a):

EN aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos:

    «En verdad, en verdad os digo: vosotros lloraréis y os lamentaréis, mientras el mundo estará alegre; vosotros estaréis tristes, pero vuestra tristeza se convertirá en alegría.

La mujer, cuando va a dar a luz, siente tristeza, porque ha llegado su hora; pero, en cuanto da a luz al niño, ni se acuerda del apuro, por la alegría de que al mundo le ha nacido un hombre.

También vosotros ahora sentís tristeza; pero volveré a veros, y se alegrará vuestro corazón, y nadie os quitará vuestra alegría. Ese día no me preguntaréis nada».

Textos para profundizar:

De una plática de San Juan de Ávila, presbítero:

No sé otra cosa más eficaz con que a vuestras mercedes persuada lo que les conviene hacer que con traerles a la memoria la alteza del beneficio que Dios nos ha hecho en llamarnos para la alteza del oficio sacerdotal. Y si elegir sacerdotes entonces era gran beneficio, ¿qué será en el nuevo Testamento, en el cual los sacerdotes de él somos como sol en comparación de noche y como verdad en comparación de figura?

Mirémonos, padres, de pies a cabeza, ánima y cuerpo, y vernos hecho semejantes a la sacratísima Virgen María, que con sus palabras trajo a Dios a su vientre, y semejantes al portal de Belén y pesebre donde fue reclinado, y a la cruz donde murió, y al sepulcro donde fue sepultado. Y todas estas son cosas santas, por haberlas Cristo tocado; y de lejanas tierras van a las ver, y derraman de devoción muchas lágrimas, y mudan sus vidas movidos por la gran santidad de aquellos lugares. ¿Por qué los sacerdotes no son santos, pues es lugar donde Dios viene glorioso, inmortal, inefable, como no vino en los otros lugares? Y el sacerdote le trae con las palabras de la consagración, y no lo trajeron los otros lugares, sacando a la Virgen. Relicarios somos de Dios, casa de Dios y, a modo de decir, criadores de Dios; a los cuales nombres conviene gran santidad.




2 comentarios

2 Comments


Una noche en una mala posada es pasajera.

El gozo de pensar en llegar al Cielo hace más soportable el exilio temporal, y una vez allí no será necesario preguntar nada, solo adorar eternamente a nuestro Dios.


San Juan de Ávila, ruega a Dios por todos los Sacerdotes, para que sean santos, para que Le amen tanto tanto, que todos los que les vemos y escuchamos no podamos hacer otra cosa que amar a nuestro Señor desde la mañana hasta la noche.


Bendice Jesús a todas tus custodias vivas que Te hacen bajar a los altares para alimentar a tu pueblo con la Bendita Eucaristía.


Ofrezco mis confiadas oraciones por todos y cada uno de los Sacerdotes, en especial po…


Like

Jn 16:20-23a. "Gaudium". "Alegría".


He hecho sufrir a María

pues con dolor me ha alumbrado,

también ella es Madre mía,

mucho dolor le he causado

porque no me convertía.


Mas su dolor me servía,

pues ya la siento a mi lado

y me llena de alegría.

Me olvidaré del pasado

y viviré día a día.


Ya Cristo será mi guía

y para el cielo nos vamos,

donde habrá por siempre vida.

Es un inmenso regalo,

es una gran alegría.


Y no dejo de llorar

y no paro de reír

y ya me siento volar,

para el cielo quiero ir

y siempre con Dios estar.


Pero aún he de trabajar,

aún me queda que sufrir,

a otros tengo que ayudar

para…


Like

Suscríbete a nuestro boletín
Recibe nuestro boletín en tu correo electrónico

Recibirás un email para confirmar tu suscripción

bottom of page