top of page

Evangelio de hoy 26 marzo 2024 (Jn 13,21-33.36-38) Padre David de Jesús. Martes Santo.

El Evangelio de hoy (Jn 13,21-33.36-38):

EN aquel tiempo, estando Jesús a la mesa con sus discípulos, se turbó en su espíritu y dio testimonio diciendo:

    «En verdad, en verdad os digo: uno de vosotros me va a entregar».

Los discípulos se miraron unos a otros perplejos, por no saber de quién lo decía.

Uno de ellos, el que Jesús amaba, estaba reclinado a la mesa en el seno de Jesús. Simón Pedro le hizo señas para que averiguase por quién lo decía.

Entonces él, apoyándose en el pecho de Jesús, le preguntó:

    «Señor, ¿quién es?».

Le contestó Jesús:

    «Aquel a quien yo le dé este trozo de pan untado».

Y, untando el pan, se lo dio a Judas, hijo de Simón el Iscariote. Detrás del pan, entró en él Satanás. Entonces Jesús le dijo:

    «Lo que vas a hacer, hazlo pronto».

Ninguno de los comensales entendió a qué se refería. Como Judas guardaba la bolsa, algunos suponían que Jesús le encargaba comprar lo necesario para la fiesta o dar algo a los pobres.

Judas, después de tomar el pan, salió inmediatamente. Era de noche.

Cuando salió, dijo Jesús:

    «Ahora es glorificado el Hijo del hombre, y Dios es glorificado en él. Si Dios es glorificado en él, también Dios lo glorificará en sí mismo: pronto lo glorificará. Hijitos, me queda poco de estar con vosotros. Me buscaréis, pero lo que dije a los judíos os lo digo ahora a vosotros:

    “Donde yo voy no podéis venir vosotros”».

Simón Pedro le dijo:

    «Señor, ¿adónde vas?».

Jesús le respondió:

    «Adonde yo voy no me puedes seguir ahora, me seguirás más tarde».

Pedro replicó:

    «Señor, ¿por qué no puedo seguirte ahora? Daré mi vida por ti».

Jesús le contestó:

    «¿Conque darás tu vida por mí? En verdad, en verdad te digo: no cantará el gallo antes de que me hayas negado tres veces».



2 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

2 Comments


Jesús, déjame acompañarte y reclinarme en Tu pecho, como el discípulo amado, para escuchar los latidos de Tu Corazón que le dan vida al mío.


Dame la gracia de no dudar nunca más de Ti. Que cuando venga la tentación, la fuerza de Tu Amor por mi y por todos, la espante y no le permita hacerme daño haciéndote daño a Ti con mi desconfianza.


Reina de La Paz tu conoces lo más íntimo de mi corazón, conoces mi fragilidad y mi pecado, sabes que quiero agradarles y dar descanso a Tu Hijo y a Ti. Ayúdame Madre, desde ya te doy las gracias por todo lo que haces por mi y por los que cada día te traigo en…


Like

Jn 13:21-38. "Turbatus est". "Se turbó".


Jesús, te quiero alegrar,

sé que lo que hago te afecta,

ayúdame a no pecar,

no me dejes que te ofenda.


No me des el pan untado,

que no entre en mí Satanás,

no me apartes de tu lado,

no te quiero traicionar.


Si no me estoy vigilando

y si me dejo llevar

sé que acabaré pecando,

tenemos tendencia al mal.


Llevo dentro ese defecto,

el pecado original,

no podemos ser perfectos,

sin Ti voy a fracasar.


Haz que me apoye en tu pecho,

quiero abrazarte muy fuerte,

no dejes que vaya lejos,

que no deje de quererte.


Que no sea como Judas,

quiero ser como San Juan.

que siempre te pida ayuda,

que…


Like

Suscríbete a nuestro boletín
Recibe nuestro boletín en tu correo electrónico

Recibirás un email para confirmar tu suscripción

bottom of page